Millonarios por errores bancarios

Todos, con más frecuencia que la que desearíamos, tenemos que reclamar a nuestro banco por errores bancarios, principalmente, por cargos erróneos o comisiones indebidas en importes más bien pequeños. Incluso alguno de nosotros hemos oído de alguien al que le ingresaron una nómina de otro pero ¿qué pasa si tu banco te comunica y te asegura por activa y pasiva que te has convertido en millonario de un día para otro? Sorprendente, ¿no? 
Esto es lo que le ha ocurrido, a un matrimonio, al que en el que año 2002,  su entidad bancaria, el Banco de Valencia, les comunicó que habían heredado de su padre una cartera acciones valorada en 4,6 millones de euros que estaba a su vez custodiada por el banco francés BNP.  

El afortunado heredero, extrañado, pidió a su banco que le confirmará la veracidad de la noticia y confirmada ésta por el Banco de Valencia decidió abandonar su negocio, comprarse un coche y hacer reformas en su casa para después venderla. Para ello, solicitó a su banco,  una póliza de crédito de 120.000 euros avalado por dicha cartera de acciones.
Los problemas comenzaron cuando el Banco de Valencia les comunicó que el valor de dicha cartera no era de 4,6 millones de euros sino 4.600 euros pues el banco francés BNP había mal valorado dicha cartera de valores por un error informático.  Afortunadamente, nuestro protagonista decidió demandar a ambos bancos y tras un largo periplo judicial de muchos años el Tribunal Supremo le ha vuelto a dar la razón. 


Veamos cómo cada cual defendió sus intereses ante la justicia:
  •  el frustrado millonario pidió a la justicia que anulase la póliza de crédito y fuera indemnizado por daños y perjuicios con 230.114 euros. Su abogado defensor se apoyó en que su cliente había hecho gastos sunturarios en base a una información errónea comunicada y corroborada por su banco, tomando así decisiones que en otras circunstancias no hubiera tomado
  • el Banco de Valencia, se defendió señalando que el BNP les había estado informando errónea y recurrentemente en cuanto al valor de la cartera de valores custodiada por ellos y solicitó que se declarará dicha póliza válida y condenará a nuestro protagonista a  devolver el capital dispuesto con sus intereses, unos 138.000 euros
  • BNP argumentó que el cliente de Banco de Valencia no era el único heredero por lo que tenía que conocer las verdaderas circunstancias   
Cuando el caso llegó al Supremo, el fallo judicial fue ni para ti ni para mi. El cliente no tenía que ser indemnizado con los 230.000 euros y  era declarada nula la póliza de crédito de 120.000 euros solicitada por el cliente, eso sí se tenía que devolver un préstamo de  51.705,94 euros contraído antes de que se conociera la herencia. 
La noticia publicada por distintos medios, en los primeros días de 2011 es que el Tribunal Supremo ha desestimado el recurso de casación interpuesto por el Banco de Valencia quién no estaba conforme con la declaración de la nulidad de la póliza de crédito. Según el Supremo, el error, en ningún caso es imputable al cliente bancario quién solicitó dicho crédito inducido por una información que no se ajustaba a la realidad. Además remarca que el afectado había mostrado su motivación para devolver los bienes adquiridos y así como la deuda acumulada de 129.627 euros. Por último, el Banco de Valencia deberá pagar las costas del recurso al Supremo.
Podemos concluir señalando que nuestro protagonista ha salvado los muebles cosa poco frecuente. Se han dado casos de personas que no han sabido que hacer con estos errores bancarios a favor suyo y se han visto envueltos en auténticos calvarios judiciales. . La mayor parte de las sentencias suelen dar la razón a las entidades bancarias y ha habido casos de condenas por estafa y apropiación indebida.
Ante un error de esta naturaleza por pequeño que sea nos debemos poner lo antes posible en contacto con el banco quién normalmente reconocerá el error y lo subsanará de forma inmediata.   
Por ello, es conveniente que revises regularmente tus  extractos bancarios y ante cualquier error, en uno u otro sentido, lo comuniques y reclames. No tienes que pagar de ninguna manera los errores cometidos por banco ya sean errores humanos o informáticos.  Ante  errores, como el relatado en esta entrada, no vale lo de toma el dinero. Se han dado casos de personas que han decidido cambiar de vida, marcharse del país buscando el paraíso que todos soñamos, pensando que no iban a ser encontrados y donde realmente han acabado ha sido entre rejas.  



Publicado, el  5 de Enero de 2011








Millonarios por error
La policía de Nueva Zelanda está buscando a una pareja que desapareció del mapa, por error, un depósito en su cuenta bancaria de NZ$10 millones, el equivalente de US$6 millones.
BBC MUNDO, 21 Mayo 2009 Leer noticia completa  >>


No hay comentarios:

Publicar un comentario